(VIDEO) – Consejos para evitar la Gingivitis

La gingivitis se puede definir como una inflamación de las encías; principalmente es producida por la placa bacteriana que se acumulan en los dientes (lo que se conoce como Gingivitis inducida por la Placa). Si se deja sin tratamiento es muy probable que surjan complicaciones, pasando a periodontitis, que es considerada todavía más grave, ya que puede producir la pérdida de los dientes.

Los pacientes que sufren de esta enfermedad, suelen tener las encías inflamadas y sangrado frecuente, sobre todo a la hora del cepillado. La gingivitis se puede tratar con una buena higiene oral (los expertos recomiendan un cepillado más frecuente y de mayor duración, así como la utilización del hilo dental). Se recomienda también el uso de un enjuague bucal antiséptico, para tratar de remitir las causas que lo producen.

Es posible que puedan surgir casos leves de gingivitis, que incluso los pacientes no la perciben porque los síntomas son  demasiados leves. Sin embargo, ante cualquier síntoma, lo recomendable es acudir al dentista para evitar mayores complicaciones.

Causa principal

La causa más común de la gingivitis es la acumulación de la placa bacteriana tanto en el interior como en el entorno de los dientes, lo que desencadena una respuesta inmune, que con el tiempo puede conducir eventualmente a la destrucción del tejido gingival, y en algunas circunstancias a otras complicaciones, llevando incluso a la pérdida total de los dientes.

La placa dental es una pequeña cubierta que se acumula de forma natural en los dientes y que, por lo general, está expuesta a la acumulación de bacterias, que intentan adherirse a la superficie del diente. Los profesionales de la salud dental explican que podría ayudar a proteger la boca de los microorganismos dañinos; sin embargo la placa dental también puede producir caries y problemas periodontales.

Otras causas

Otras de las razones por las que se puede producir la inflamación de las encías, son las siguientes:

  • Los cambios en las hormonas (que pueden ocurrir durante la pubertad, la menopausia, el ciclo menstrual y el embarazo)
  • Las enfermedades como el cáncer, la diabetes y el VIH.
  • La utilización de drogas.
  • El tabaco.

Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply