Bronceado Casero

Así como puedes usar cremas bronceadoras, igualmente puedes usar otros métodos para lograr un bello bronceado. En este artículo te mostraré cómo realizar una crema y puedas disfrutar de un bronceado casero.

Previsiones en el momento de usar un bronceado casero:

La mayoría de los cosméticos que son de una marca reconocida usan algunos químicos los cuales filtran los rayos del sol y hace que este producto cree una capa protectora encima de las células. Un bronceado casero puede lograr esto de forma natural con el uso de algunos ingredientes que puedes tener en la facilidad de tu hogar, solo debes considerar antes de aplicarte este bronceador lo siguiente:

  • No es recomendable que lo apliques en zonas delicadas como lo es la cara y el cuello.
  • Jamás apliques algún bronceado casero en las temporadas de verano.
  • Por ningún motivo permanezcas más de una hora con este bronceador.

Prepara un bronceador casero:

  • Usa el aceite de Monoï, este es uno de los bronceadores más usados y naturales ya que es eficaz a la hora de darle a nuestra piel un tono moreno. Para hacer el bronceador solo debes mezclar este aceite de Monoï con el zumo de unas zanahorias.
  • Asimismo, puedes realizar una combinación como mezclar 1 o 2 zanahorias (dependiendo del tamaño de las mismas), 1 cucharada de aceite (puede ser de oliva, girasol, aguacate, coco o almendras) y adicional usa algunas gotitas de limón.
  • Bronceado con café, para realizar este bronceador necesitarás una taza de café que este molido, después que te des un refrescante baño, aplícate el café molido, frótalo en tu piel, pero de forma suave. Además de darte un bronceado hermoso te ayudará como exfoliante. Ya pasados 7 minutos enjuaga tu piel con el agua tibia.
  • Uno de los más usados es el bronceado con zanahorias, es el más conocido y escuchado por muchos gracias a las vitaminas que contiene este vegetal que nos permite lograr un bronceado natural. Sigue estos pasos para realizar este bronceador
  • Usa de 2 a 4 zanahorias, lávalas muy bien, no es obligatorio le quites la piel. Pícalas en juliana y almacénalas en algún recipiente que esté limpio.
  • Una vez las tengas en recipiente incorporales aceite de sésamo o aceite de oliva, el aceite debe cubrir por completo todas las zanahorias que agregaste al recipiente.
  • Tapa muy bien el frasco, colócalo en la nevera por algunos días. Ya pasado este tiempo cuela todo, saca las zanahorias y solo reserva el líquido.
  • Selecciona algunas cantidades de zanahorias, pícalas nuevamente en julianas e incorpóralas al líquido que ya tenías reservado.
  • Cierra el recipiente nuevamente y lleva a la nevera por otros 7 días.
  • Una vez haya terminado ese tiempo, saca el frasco de la nevera y deja que tome temperatura ambiente por unas 5 a 6 horas.
  • Coloca en tu cuerpo después de tomar un baño.

Bronceado con té negro:

  • Incorpora 250ml de agua caliente en una olla.
  • Añade unos 5 o 6 sobres de té negro, deja reposar por unos 25 minutos.
  • Empapa una esponja o algún paño, algodón, u otro material, Sécale un poco el agua para que no chorree, aplícalo en tu cuerpo. Permite que este actué por al menos unos 15 minutos, posteriormente enjuaga con agua tibia.

VER VIDEO

Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply